El Gobierno de República Dominicana, a través del Ministerio de Relaciones Exteriores, ha condenado este domingo las detenciones producidas contra dos candidatos presidenciales opositores en Nicaragua, por orden del régimen de izquierda que encabeza Daniel Ortega, lo que considera una acción de intimidación e intolerancia.

Se trata de los aspirantes opositores a la Presidencia de Nicaragua Arturo Cruz y Cristiana Chamorro, el primero detenido en las celdas de la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ), conocida como “El Chipote”, y denunciada como un centro de torturas de la Policía Nacional, y la segunda tiene arresto domiciliario.

En ese sentido, el canciller dominicano Roberto Álvarez, afirmó que ambas detenciones son un acoso de la oposición ante las elecciones presidenciales de noviembre en Nicaragua.

Y añade que “estas medidas anti democráticas indican la creación de un ambiente de intimidación e intolerancia”.

El funcionario sostiene que los cargos contra Chamorro y Cruz, así como la cancelación de personería jurídica del único partido de oposición que tiene la Coalición Nacional para enfrentar al presidente Ortega, apuntan a la eliminación de toda oposición democrática.

“Instamos liberación de Chamorro y Cruz”, concluye el ministerio de Relaciones Exteriores en dos mensajes que colgó este domingo en su cuenta personal de Twitter.