Una sonrisa bonita y agradable es la presentación más hermosa y transpa­rente de una per­sona hacia otra. Por eso es impor­tante abogar por una salud bucal preventiva como forma de cuidar la higiene bucal para mantener siempre una imagen agradable y fresca ante los demás.

Para conocer más del tema, la odontóloga Yiselis Portes habló en base a sus conocimientos en el área y destacó las ventajas de acudir al dentista de manera re­gular para mantener en buen es­tado esa parte del cuerpo.

La especialista, quien fue invi­tada a ‘El Toque de las 9:00’ de LISTÍN DIARIO dentro de su en­trega Estilo de Vida, valoró la im­portancia de apostar a la odonto­logía preventiva, ya que muchas veces no se pueden predecir los problemas dentales, sin embar­go a través de las consultas regu­lares al dentista se puede mitigar los efectos de situaciones buca­les que se dejen pasar mucho tiempo.

“Con el fomento de los buenos hábitos de la higiene dental desde casa podemos evitar muchísimos problemas odontológicos”, expli­có Portes, al tiempo que definió la prevención como vital para te­ner una salud dental en perfectas condiciones.

Dijo que según la Organización Mundial de la Salud OMS la en­fermedad de carie ocupa el 50% de los niños y hasta el 100% de los adultos por lo que es necesa­rio fomentar en los pequeños la rutina de ir al dentista desde tem­prana edad para garantizar que lleguen a su adultez siendo res­ponsables de mantener en buen estado su salud bucal.

La odontóloga informó a los padres sobre la importancia de que la primera visita al dentista de un niño sea durante los prime­ros seis meses o un año, tiempo en que el especialista puede de­terminar si la dentición primaria va bien o si hay alguna situación que amerite mayor cuidado en el niño.

En tiempo de covid

Asimismo, Portes recordó a los progenitores que aunque las cla­ses sean virtuales las consultas al odontólogo deben ser prioridad.

 “Estas consultas aun en tiempo de coronavirus son seguras. Los profesionales del área están pre­parados para atender a sus pa­cientes bajo el cuidado que indica el protocolo de salud para evitar el contagio del virus que afecta a la humanidad”, comentó la espe­cialista.

“Nosotros trabajamos apega­dos a las normas de bioseguridad como siempre los hemos hechos y ahora más que el reto que te­nemos ahora mismo es hacerle entender al paciente que las con­sultas dentales siguen siendo se­guras.

Asunto de estética

Habló sobre los diseños de son­risas o las carillas a través de las cuales se le devuelve al pacien­te sonrisa, forma, tamaños y tex­turas si así lo requiere. Aunque aclaró que no todos califican pa­ra este tipo de tratamiento, y por eso es importante buscar la vali­dación de un especialista califica­do que determine si lo necesita o no. “Es un proceso que requiere de mucho cuidado”, puntualizó.

También trató el tema del blan­queamiento dental, que causa mucha inquietud entre quienes lo solicitan por lo exigente que es el procedimiento, por lo que exhor­tó a los que buscan someterse a procesos de esa naturaleza a ha­cer con expertos en el campo